Investigación y Reconstrucción de Accidentes de Tráfico

Pocos momentos más desagradables te pueden ocurrir durante el día que sufrir un accidente de tránsito, por más leve que este sea y sin que haya que lamentar graves heridos. Además del stress y del shock post choque, los conductores tienen que calcular cuánto tardará y de qué forma responderá su póliza de seguros. A continuación, te contamos algunos datos para que no te agarren desprevenido.

Si pudiéramos elegir, absolutamente nadie quisiera ser parte de un accidente de tránsito mientras está conduciendo o simplemente es un pasajero más. Aunque el impacto no sea violento, estas situaciones suelen tornarse angustiantes y el stress que se sufre es mucho. Una vez que comprobamos que no haya una situación de riesgo de vida, todos empezamos a imaginarnos el engorroso tema del cobro de la indemnización que nos tendría que dar nuestra aseguradora.

Por más hayas leído y releído muchas veces el contrato de la empresa, nunca logras estar del todo confiado sobre cuánto es lo que te corresponde, en qué momento y en qué forma de pago se realizará la indemnización tras sufrir un accidente vehicular.  

Modelo de los tres espacios para la determinación de velocidades en hechos de tránsito

"La metodología que debe adoptarse para los cálculos de velocidades es aquella en la que se tienen en cuenta las siguientes variables levantadas en el lugar del accidente de tránsito: a) distancia de la huella de frenada visible, b) tipo de capa de rodamiento, c) tipo de vehículos c) condiciones de la capa de rodamiento d) coeficiente de fricción, además se tendrá en cuenta el tiempo medio de actuación del sistema de freno, tiempo medio de bloqueo de los neumáticos sin marcar huellas visibles."